Una mujer que disparó este domingo con un rifle dentro de un templo en Houston (Texas) murió a causa de los disparos hechos por dos policías fuera de servicio, los cuales evitaron que el tiroteo, en el que resultaron heridos un niño de 5 años y un hombre de 57, se cobrará más vidas, informó la policía local.



Source link

Por oviedo