Escuche a Kenny Luango, gerente de Asuntos Étnicos de la Gobernación del Meta.

Kenny Luango, gerente de asuntos Étnicos de la Gobernación del Meta, indicó que en relación a la presencia de varias familias de las comunidades Jiw en las áreas urbanas de Puerto Concordia y Mapiripán, articuladamente con estas dos administraciones, se activará la ruta de retorno hacia los asentamientos de Caño La Sal, Luna Roja, Zaragoza a donde pertenecen. De igual manera se estará adelantando una reunión con las autoridades donde se abordará el caso de las comunidades que están el Guaviare. La reunión se adelantará en 20 días aproximadamente.

Indicó el funcionario de asuntos étnicos del Meta, que el nivel de articulación con el Gobierno Nacional no ha sido la mejor. Relacionado con el proyecto de 135 viviendas en Caño La Sal, dijo que ya se cumplió con ese proyecto, por lo que anunció que las comunidades podrán disfrutar de viviendas dignas.

Anotó Kenny Luango, que las principales causas de los incumplimientos son las dificultades de seguridad porque son zonas con presencia de minas. Y también a la falta de recursos en los municipios de Puerto Concordia y Mapiripán por ser municipios de 6ª categoría.

El Minsalud debe cumplir más con los programas, de igual manera el informe del Mininterior no llenó de las expectativas de las autoridades.

Para el regreso de estas comunidades, dice el Kenny Luango, se estará garantizando que finalizando el año 2021 estaría el regreso en su totalidad de estas comunidades.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here